Close

Tengo un niño pequeño (0-3)

Llenar el día de un bebé o un niño pequeño o en edad preescolar con actividades divertidas e interesantes requiere de muchos conocimientos. El primer año se trata de relacionarse y comunicarse, incluso si parece que se trata de una conversación de una sola vía.

  • Siga su ejemplo. Cuando su bebé quede cautivado por algo (el ventilador de techo, la ropa que se mueve en la lavadora, las fuentes de peces dígale lo que está viendo y lo que hace.
  • Canten juntos. ¿Recuerda cu-cu y las palmaditas? ¡Es hora de traerlos de vuelta! Cuando su hijo empiece a aplaudir e imitar, agregue movimientos con las manos a las rimas y las canciones. Aquí hay algunos para que comience: Witsi witsi araña, Cabeza, hombros, rodillas y pies, y Los pollitos.
  • Use palabras adultas. Use las palabras que desea que usen los bebés cuando hable con ellos (biberón en lugar de ba-ba). Más información sobre este video de Howcast.
  • Hable mediante rutinas. Los bebés y los niños pequeños aprenden el lenguaje al escuchar muchas palabras y mejoran con las rutinas. Aproveche al máximo las rutinas anunciando lo que viene ("¡Es hora de almorzar!") y explicando cada paso ("Primero, vas a comer guisantes. Los guisantes son verdes".).

  • La primera estación de Pandora del bebé. . ¿No recuerda la última vez que cantó Las ruedas del autobús? Póngase al día con una lista de reproducción de Spotify o Pandora. Samantha, una de las integrantes de nuestro equipo de Read Charlotte, prefiere las canciones folk familiares de la estación Pandora para sus hijas.
  • Sepa cómo juegan los bebés. Mirar alrededor, jugar a las palmaditas y jugar con (o masticar) libros son todas las formas en que los bebés juegan. Aquí hay más información sobre cómo juegan los bebés.
  • Planifique el juego sensorial. . Nos encanta esta idea para el juego sensorial que puede probar con arena o agua, una bandeja para hornear galletas y juguetes que tiene en casa. Además, puede realizar otra actividad favorita con una caja de pañuelos vieja con juguetes, pompones u otros artículos pequeños.
  • Convierta la basura en un tesoro. Guarde los viejos tubos de toallas de papel, los retazos de tela y el plástico de burbujas para hacer juegos sensoriales y tableros. Estas ideas nos inspiraron.

  • Comience una rutina de lectura. Acurrúquese con su bebé y lea en voz alta. En los primeros meses, no importa lo que lea —The Observer, una revista o una novela nueva—, a su bebé le gusta escuchar el sonido de su voz. Mire cómo lee un padre con su bebé.
  • Mamá Ganso nunca envejece. Las rimas infantiles nunca pasan de moda (a pesar de que a menudo las olvidamos cuando somos adultos). Aquí hay un curso de repaso de Mamá Ganso.
  • No subestime las habilidades tempranas. Algunas de las primeras habilidades que un niño aprenderá sobre los libros —cómo sujetarlo, cómo pasar las páginas y que cada página tiene algo interesante en ella— son cosas que pueden aprender en el primer año (como este bebé)).

Consejos para el lenguaje y la alfabetización de los niños pequeños

¿Cómo encaja la alfabetización en el día de un niño nervioso e inquieto? La respuesta: muy cuidadosamente.

Hable con su niño pequeño, incluso cuando la única palabra que escucha es “no”.

  • Añada descripciones. Cuando le está hablando a su niño pequeño, es probable que esté nombrando muchos objetos (eso es una cuchara, coloca el bloque aquí, no toques el bote de basura). Al nombrar objetos, agregue palabras descriptivas (es un caballo marrón, coloca el bloque rojo en la parte superior, ese bote de basura está sucio) para agregar a su vocabulario.
  • Comida familiar.  . Las comidas son buenos momentos para desarrollar el lenguaje de los niños pequeños. Este padre amplía el lenguaje de su niña durante el desayuno al hacer preguntas, al repetir lo que dice su hija y al ampliar sus comentarios.
  • Imitación y repetición. Ayude a sus niños a aprender palabras haciendo que imiten lo que dice; puede que tenga que repetir la palabra una y otra vez para ayudarlos a practicar.
  • Añada más palabras.  Los niños pequeños necesitan escuchar una gran cantidad de diversos tipos de palabras para construir un vocabulario fuerte.

Su niño pequeño está ocupado, así que prepare el horario con actividades para desarrollar el cerebro

  • Llene el área de juego. Llene el espacio de juego de su hijo con menús para llevar, cajas de galletas vacías y otros artículos domésticos que le sobren. Fomentará el juego imaginativo y lo familiarizará con los lugares en los que encontrará letras.
  • A esta altura, su hijo ya tiene algunas canciones favoritas, así que puede agregar accesorios a la hora de cantar. Haga o almacene pequeñas figuras de ranas, patos, animales de granja y otros materiales para convertir canciones en actuaciones interactivas.
  • Aproveche los momentos cotidianos. Los niños pequeños simplemente quieren que los incluyan. Convierta momentos cotidianos, como esta fiesta de baile para padres e hijos, en actividades que ayuden al desarrollo del cerebro al explicar lo que está haciendo y alentar a su hijo pequeño.
  • Sea creativo con los objetos cotidianos: Una bolsa Ziploc y un poco de pintura, limpiapipas y un colador, o agua con colorante para alimentos. Esos ingredientes pueden brindar mucha diversión a un niño pequeño. Eche un vistazo a esas y otras ideas en nuestra página de Pinterest.

Lea con su hijo al menos tres veces por semana (¡si puede lograr que se siente!)

  • Disfrute los momentos. La niñez es un momento en que los niños tienen libros favoritos y disfrutan mucho de invitar a sus padres a leer con ellos. Aquí podrá encontrar una lista de hitos de lectura que puede esperar en niños pequeños.
  • Distribuya libros por toda la casa. Coloque pequeños compartimentos con libros de cartón alrededor de su casa, en las áreas de juego favoritas de su hijo, en su dormitorio e incluso en la cocina y en su escritorio, de modo que cuando su hijo descubra juguetes con los que jugar, se encuentre también con libros para leer.
  • Mire películas basadas en cuentos. Mire películas basadas en cuentos. Haga que los libros que ya conocen vuelvan a ser nuevos al ver los videos de cuentos de The Very Hungry Caterpillar y Goodnight Moon.
  • Deje que le lean.Los niños pequeños pueden tomar la iniciativa al leer libros que ya conocen. Mire cómo una madre alienta a su niño a leer Brown Bear, Brown Bear con ella.